GGB1gg

La familia frente a un diagnóstico médico

Por Psic. Claudia Pedraza

Cuando un miembro de la familia enferma, muchas cosas cambia en la dinámica del día a día, tanto para la persona que tiene el diagnóstico como para el resto de los miembros. Se puede sentir que la enfermedad toma el control y tiene muchas demandas, pero a la vez saber que estas son necesarias para una mejoría.     

Los cambios que se presentan pueden ser diversos: en la dieta, en la adaptación de nuevos horarios para acomodar la toma de medicamentos o el acudir a terapias, en las formas en las que se distribuían las tareas en casa, por ejemplo si la persona enferma era la responsable de llevar a los hijos a la escuela o de hacer las compras para la casa, puede que ahora el otro miembro de la pareja tenga que hacerse cargo también de esta actividad. En este sentido, la enfermedad también puede representar un trabajo extra para los miembros sin un diagnóstico, por lo que habrá que estar pendiente de la salud emocional y mental de las personas cuidadoras, en la medida de lo posible, buscando redes de apoyo en las que se puedan sostener en esos momentos.

Dentro de todo ese proceso de adaptación a los cambios, algunas cosas que podrían ser útiles son: (1) el ir descubriendo formas en las que se sienta que aún se puede tener influencia sobre la vida propia. Por ejemplo, para la persona que tiene el diagnóstico, comunicando cómo es que le gustaría que los demás miembros de la familia le ayudaran y en qué cosas le gustaría ser más auto suficiente. (2) El estrechar lazos afectivos entre los miembros de la familia, asegurándose de que haya apoyo y cuidado entre todos. (3) El crear una relación cercana con los médicos o miembros del sistema de salud es algo que también puede tener efectos positivos al abrir puentes de comunicación que permita a la familia entender mejor lo que están enfrentando y aclarar todas las dudas o inquietudes que vayan surgiendo.

De esta forma se puede decir que algunos aspectos que podrían ayudar a sobrellevar el tiempo de enfermedad son: el descubrir qué planes, acciones o deseos se pueden seguir llevando a cabo incluso con la enfermedad presente, el hacer equipo entre la persona que tiene un diagnóstico, las personas significativas o cuidadoras y con el sistema de salud de tal forma que se pueda sentir el apoyo y cuidado entre todos.

Referencias:

Doherty, W. J., McDaniel, S. H., & Hepworth, J. (1994). Medical family therapy: an emerging arena for family therapy. Journal of Family Therapy, 16(1), 31–46. https://doi.org/10.1111/j.1467-6427.1994.00775.x

McDaniel, S. H., Campbell, T. L., Hepworth, J., Lorenz, A., & Satcher, D. (2004). Family- Oriented Primary Care (2nd ed.). United States of America: Springer.

Ruddy, N. B., & McDaniel, S. H. (2015). Couple therapy and medical issues: Working with couples facing illness. In A. S. Gurman (Ed.), Clinical handbook of couple therapy (pp. 659–680). The Guilford Pres

Contáctanos